Etiquetas: , , ,

Palancas del éxito del Sistema de Franquicias

Es un hecho constatable que la franquicia es un sistema que ha demostrado ser muy eficaz en el mercado a la vista del número de enseñas que operan en la actualidad a nivel nacional e internacional. También es verdad que aparecen muchas franquicias que se crean y, en pocos años, desaparecen sin dejar rastro. Por eso es necesario analizar cuál es la razón por la que otro importante número de enseñas llevan muchos años desarrollando su actividad y creciendo de forma sostenible; ello se debe, fundamentalmente, a que reúnen una serie de características que las hacen competitivas. Y lo son por lo siguiente:

  • Su razón de ser es el cliente: han descubierto lo que necesita el mercado, producto y/o servicio y lo cubren, de forma eficaz, poniendo todos sus esfuerzos en satisfacer las necesidades y expectativas de sus clientes.
  • Concentración en lo esencial: Eficacia y eficiencia, son características de este sistema de distribución comercial. Cuando una franquicia lleva muchos años en el mercado y tiene larga experiencia, se puede apreciar perfectamente que se concentran en pocas cosas, pero tienen que ser importantes y relevantes para que todo su sistema y maquinaria funcionen. La concentración evita la dispersión y la disgregación de fuerzas.
  • Orientación a resultados: Esta es una característica universal. Todos sus recursos y sus sistemas de trabajo están focalizados a los resultados, todo lo demás ocupa un segundo plano o simplemente no les interesa a los propietarios o gestores de la franquicia.
  • Aprovechar los puntos fuertes: Las franquicias ponen el acento en las fortalezas ya existentes. Aprovechan y gestionan perfectamente sus puntos fuertes. Esto ocasiona los impactos más importantes en sus clientes y en el mercado que luego se traducirán en mejores resultados económicos.
  • Pensamiento globalizado: Desde su nacimiento muchas enseñas tienen un enfoque claramente encaminado a poder sentirse cómodas con la globalización y poder adaptar todos sus productos/servicios a las necesidades de otros países y otros mercados distintos al país que vio nacer la franquicia.
  • Confianza: En sus sistemas, en sus productos y servicios, en sus clientes, en el mercado, en toda la red de colaboradores, en su personal que son los que realmente hacen funcionar a cada punto franquiciado. Esta confianza es un “virus” que se transmite en toda la organización de puntos franquiciados y provoca, a su vez, más confianza de cada uno de los puntos de venta.
  • Una organización constructiva: El propio sistema de franquicia se autoabastece y se retroalimenta del conocimiento que tiene cada uno de los puntos franquiciados, de cada mercado local y esta información la ponen a disposición de toda la cadena para beneficio de todos sus integrantes. En cada problema ven una oportunidad para avanzar, aprender y reinventarse. Todo ello crea el ADN de la cadena de fanquicias.

Está claro que cuando un sistema es sólido y se adapta a la necesidad del mercado y dispone de unas sólidas pautas de actuación, el éxito es una lógica consecuencia de su funcionamiento.

José Ángel Morales Medrano
Socio – Fundador
Musashi asesores consultores

Conecta

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies